Ex enfermero se grabó agrediendo sexualmente a pacientes de sexo femenino.

Christopher P. Lambros, que trabajó durante 10 años en el Centro Médico St. Mary’s en Grand Junction, Colorado, fue despedido después de su arresto en octubre. Crédito: Gretel Daugherty/Grand Junction Daily Sentinel, vía Associated Press

Un ex enfermero de un hospital de Colorado ha sido acusado de abusar sexualmente de pacientes de sexo femenino mientras estaban inconscientes y de grabar las agresiones en video, informó la policía.

El ex enfermero, Christopher P. Lambros, de 61 años, ha sido acusado de tres cargos de agresión sexual, según el Departamento de Policía de Grand Junction. Trabajó durante 10 años en el Centro Médico St. Mary’s en Grand Junction, a unos 210 kms al oeste de Aspen, hasta que fue despedido tras su arresto en octubre, según informó el hospital.

Las autoridades han recuperado unos 4 terabytes de datos, el equivalente a unas 700.000 fotos de móvil o unas 65.000 horas de video, de los dispositivos de Lambros, según una demanda colectiva contra el hospital y la organización sin ánimo de lucro que lo gestiona. La demanda se presentó en nombre de dos pacientes que dijeron haber sufrido abusos por parte del Sr. Lambros.

La evidencia, que incluye videos sexualmente explícitos, muestra que la conducta sexual inapropiada del Sr. Lambros se remonta al menos a 2016, según la demanda.

Daniel P. Rubinstein, el fiscal de distrito del condado de Mesa, dijo que el Sr. Lambros había sido acusado de agredir sexualmente a dos pacientes mujeres y que los fiscales planeaban «agregar más cargos a una de las víctimas, y más víctimas», una vez que se completara la investigación.

Lambros, que fue arrestado el 25 de octubre, aún no se ha declarado culpable y permanece en la cárcel, y se le puso una fianza de un millón de dólares, dijo Rubinstein. El abogado de Lambros, Scott Burrill, que trabaja en la Oficina del Defensor Público del Estado de Colorado, no pudo ser contactado de inmediato el sábado en los números de teléfono que figuran bajo su nombre. La oficina dice en su sitio web que su política es no comentar sobre casos criminales.

Intermountain Healthcare, la organización sin ánimo de lucro que opera St. Mary’s Medical Center, dijo en un comunicado que «la seguridad de nuestros pacientes es nuestra máxima prioridad, y nos tomamos este asunto muy en serio».

«Tenemos tolerancia cero con cualquier persona que abuse o maltrate a nuestros pacientes», dijo el comunicado. «Inmediatamente después de recibir la queja, el hospital puso a Chris Lambros en baja administrativa, le prohibió el acceso al hospital y a los pacientes y denunció el caso a la policía local».

La policía dijo que el 9 de julio había enviado agentes a St. Mary’s por una denuncia de «posible conducta sexual inapropiada» después de que alguien en el hospital hubiera visto al Sr. Lambros tomando fotos de los genitales de una paciente mientras estaba inconsciente en la unidad de cuidados intensivos.

Un testigo le dijo a la policía que el Sr. Lambros había puesto su cabeza sobre el estómago de la mujer y sostenía un teléfono con un brazo extendido como si estuviera tomando una «selfie», según una orden de arresto.

Cuando el testigo entró en la habitación, el Sr. Lambros soltó el teléfono y cubrió la paciente con una bata y una manta, según la orden. El testigo avisó a un supervisor.

Lambros le dijo a la policía que le estaba administrando a la paciente una inyección para coágulos de sangre en la zona del estómago, y negó haber sacado fotos, según la orden judicial.

Los investigadores ejecutaron después una orden de registro en el teléfono del Sr. Lambros y encontraron videos y fotos de él «posando con varias víctimas» que estaban inconscientes en el hospital, según la orden. Los videos recuperados lo muestran agrediendo sexualmente a pacientes de sexo femenino, según la orden.

En un video, se oye al Sr. Lambros susurrar a la cámara: «Nunca te deshagas de estos videos», «Tienes que guardarlos para siempre» y «Esta es tu colección Dexter», según la orden judicial. «Dexter» es el nombre de una serie de televisión sobre un asesino en serie que guarda trofeos de sus víctimas.

La licencia de enfermería del Sr. Lambros fue suspendida en noviembre, según los registros estatales.

Según la demanda, el hospital no identificó las señales de advertencia de que Lambros estaba agrediendo sexualmente a pacientes y no tenía suficientes salvaguardas para garantizar la seguridad de las pacientes o para hacer un seguimiento de la medicación dispensada.

Las pacientes bajo el cuidado del Sr. Lambros estaban a menudo inconscientes sin un propósito médico legítimo, según la demanda, y agregó que el Sr. Lambros «poseía y administraba un volumen inusualmente alto de medicamentos a las pacientes». La demanda no nombra específicamente los fármacos que usó el Sr. Lambros, pero dice que usó medicamentos para dejar inconscientes al menos a dos víctimas.

Según la demanda, al Sr. Lambros no estaba autorizado a administrar sedantes sin la orden de un médico, y la medicación debería haberse registrada en los historiales clínicos. También drogó y agredió a pacientes delante de las cámaras de vigilancia, según la demanda, que fue presentada el 20 de diciembre.

Intermountain dijo en un correo electrónico que el Centro Médico St. Mary’s no tenía cámaras de seguridad en las habitaciones de los pacientes. El hospital utiliza «cámaras habilitadas para transmisión en vivo que no graban» como parte de un programa de telesalud que permite a las enfermeras de cuidados intensivos controlar a los pacientes a distancia, dijo Intermountain.

Bryan Johnson, presidente del hospital, dijo en un comunicado que el hospital estaba «trabajando estrechamente con la policía para proteger a nuestros pacientes de aquellos que tienen la intención de causarles daño».

«De lo que se acusa a este ex enfermero es execrable y va en contra de todo lo que creemos y valoramos en el Centro Médico St. Mary’s», dijo Johnson. «Los pacientes confían en nosotros y deben sentirse seguros en nuestro cuidado».

Artículo original

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Salagre.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Lucushost S.L. que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Otros artículos

Suscríbete a nuestra newsletter


Loading

Buscar en el blog

Buscar
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.    Preferencias y más información.
Privacidad